Desastres naturales en el mundo; provocados por el hombre…

Si bien es cierto que a lo largo de la existencia del ser humano, sobre la faz de la tierra se han producido desastres naturales, éstos, en lo que va del presente año, como nunca han sido constantes y terribles.

Primero fue Haití, donde el 12 de enero, minutos antes de las 5 de la tarde, se registró un sismo de 7.0 grados en la escala de Richter, cuyos efectos en la nación más pobre de América Latina fueron devastadores; casi 200 mil muertos, una cifra superior a los 250 mil heridos y más de un millón de personas se quedaron sin hogar. Continúa… (haga click abajo en “leer más”).

Sin embargo, aunado a lo anterior, nuestros hermanos haitianos sufrieron no sólo la desgracia referida, sino también, la demostración plena de una anarquía absoluta.

Fue palpable la falta de autoridad, los saqueos eran incontrolables, la zozobra se apoderó de la ciudadanía, al observar como los cadáveres de familiares, amigos y vecinos se descomponían en las calles.

El drama llegó a tal extremo, que otros países, en especial los Estados Unidos, se hicieron cargo de la situación intentando implantar cierto orden.

Posteriormente la catástrofe se presentó en Chile; el sábado 27 de febrero hubo un movimiento telúrico de 8.8 grados Richter, el cual fue sentido desde Ica, Perú hasta Buenos Aires, Argentina y Sao Paulo, Brasil.

En suelo chileno las zonas más afectadas fueron Concepción, Valparaíso, Santiago entre muchas localidades rurales como Rancagua. Las víctimas fatales en Chile alcanzaron la cantidad de 486, cerca de 500 mil viviendas con severo deterioro, y un total de 2 millones de damnificados. Sin dejar de lado el tsunami que instantes después abatió las costas chilenas, en específico el poblado de San Juan Bautista, mismo que fue arrasado casi en su totalidad por el oleaje.

No obstante, lo menos malo, es que a diferencia de Haití, en Chile sí existió la presencia de un gobierno fuerte, que orientó bien el esfuerzo; muestra de tal afirmación es que los daños se vienen superando.

Sucesos similares han acaecido en todo el mundo, por ejemplo en China, el pasado 13 de abril, un sismo de 7.8 grados Richter acabó con la vida de casi 5 mil personas, y poco más de 10 mil resultaron heridas, ello en la provincia de Sichuan.

Hoy inclusive, en sitios donde no se conocían problemas de terremotos, como Granada, España, se registran temblores de casi 5 grados en la escala de Richter, el más reciente en estas latitudes, tuvo lugar el pasado 12 de abril.

Por si fuera poco, en los últimos días ha dado mucho de que hablar el volcán Eyjafjallajokull, ubicado en Islandia, ya que al hacer erupción, la ceniza expulsada por dicho volcán, provocó el cierre de varios aeropuertos europeos, con la concebida pérdida de varios millones de euros, derivada de las múltiples cancelaciones en los vuelos.

No podemos olvidar los tsunamis como los acontecidos el 26 de diciembre de 2004 en el Océano Índico, cuando un sismo en sus aguas de 9 grados Richter, afectó de forma atroz diversas costas de Indonesia, Tailandia, Kenia, Tanzania, e India; alcanzando la escalofriante cifra de 300 mil muertos, y el número de damnificados, hasta la fecha no se sabe a ciencia cierta cuál es.

En nuestra propia patria, los mexicanos hemos padecido la fuerza destructora de la naturaleza; los huracanes son cada vez más poderosos y constantes. Empero sólo esperamos atemorizados, que no vuelva a ocurrir un sismo de gran intensidad como el de 1985, esencialmente, porque como bien sabemos, no contamos con autoridades capaces de responder ante una contingencia tan grave.

Resulta en verdad preocupante; ya no existen las estaciones del año, lo mismo llueve en primavera que en invierno, hace frío en marzo y calor en diciembre.

Una cosa es innegable, estamos destruyendo nuestro planeta de manera irreversible, el ser humano está empecinado con acabar con su propia casa; todo sin duda, porque carecemos de una política ecológica adecuada.

En ese sentido, debemos hacerle un duro reclamo a los obtusos e irresponsables gobernantes del planeta, porque no se realiza nada por ayudarlo; evidencia tangible es la galopante atómica, ya que sin ton ni son, se hacen pruebas por doquier. Obviamente el globo terráqueo responde ante semejante insensatez; ojalá estemos aún a tiempo de rescatarlo.

Por: Eduardo López Betancourt / Revista Candelero www.candelero.com.mx

Anuncios

Una respuesta to “Desastres naturales en el mundo; provocados por el hombre…”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: